CENTRO OSHO URUGUAY

OSHO NEO-REIKI



v\:* {behavior:url(#default#VML);} o\:* {behavior:url(#default#VML);} w\:* {behavior:url(#default#VML);} .shape {behavior:url(#default#VML);}

st1\:*{behavior:url(#ieooui) }


Centro Osho Uruguay

http://oshouruguay.blogspot.com

osho@montevideo.com.uy

v\:* {behavior:url(#default#VML);} o\:* {behavior:url(#default#VML);} w\:* {behavior:url(#default#VML);} .shape {behavior:url(#default#VML);}

st1\:*{behavior:url(#ieooui) }


CONSULTORIO PSICO-FILOSOFICO

LIC. SWAMI SANGIT

Lun. A Vier. 15.30 a 19.30 hs.

Solicitar día y hora.

Osho Neo-Reiki.

Energía y sanación de amor

Para comprender la naturaleza de la sanación por imposición de manos, nada más fácil que pensar por un momento qué es lo que hacemos impulsivamente con nuestras propias manos cuando nos duele la cabeza, el estómago u otra parte de nuestro cuerpo, lo más natural es que en principio llevemos las manos a ese lugar, lo que muestra la sabiduría natural que poseemos acerca de nuestro poder de autosanación, lo que ocurre es que no lo creemos.

En todas las culturas y en todos los tiempos hasta el presente, se han conocido sanadores, curanderos o chamanes que imponían sus manos sobre el cuerpo de la persona enferma para calmar, relajar, armonizar la Energía y propiciar la sanación.



HISTORIA DEL REIKI

La Historia del Reiki está íntimamente ligada al Dr. Mikao Usui, quien nació en Japón el 15 de agosto de 1875. Parece ser que daba clases en una pequeña Universidad de Japón.Nada de este maravilloso ser nos hubiera llamado la atención de no ser por una experiencia que vivió con sus alumnos, en la que es preguntado sobre las curaciones por imposición de manos realizadas por Jesús y por muchos Maestros de Oriente y el motivo de su escasa presencia en el mundo actual.El Dr. Usui, a partir de este momento y como su honestidad y el código de honor japonés le proponen, dimite de su cargo y se dedica a investigar la verdad durante años en los libros sagrados de los monasterios budistas y en distintas universidades, encuentra la información sobre los símbolos y los mantras para la curación, en el Sutra del Loto de los tibetanos, pero no sabe cómo llevar a la práctica esta técnica de curación.

Aconsejado por el Abad de un monasterio Zen se retira en meditación un período de 21 días a la montaña sagrada del Kuri Yama, vive y acepta la iluminación que revela los símbolos, sus mantras y la información sobre este sistema de sanación al que llamó Reiki.Durante años trabaja con las personas más necesitadas aplicándoles Reiki. Aprende de sus errores y toma conciencia de que curar el cuerpo físico no es suficiente, si no se cura el alma, es decir, si no somos capaces de infundir en la persona un sentimiento de gratitud y de responsabilidad sobre sus propias vidas.

Establece entonces la única condición del Reiki: Ha de ser pedido por la persona que desea recibirlo, lo que implica un compromiso en el proceso de autocuración.

Poco antes de morir (9/3/1926) confía a Chujiro Hayashi la Maestría y la responsabilidad de continuar con la labor de transmisión por él comenzada.

El Dr. Hayashi inicia como Gran Maestra del Reiki a la Sra. Takata en 1938, primera mujer iniciada en esta técnica, reservada sólo a los hombres hasta ese momento. Quiero mostrar por ello mi profundo agradecimiento a esta mujer, ya que gracias a su tesón nos abrió la puerta a todas las mujeres a una experiencia maravillosa.

La Sra. Takata muere hacia 1980 habiendo iniciado a 21 Maestros y dejando como Gran Maestra de Reiki a una nieta, Phyllis Ley Furumoto, quien crea la Alianza del Reiki en 1983.


¿QUÉ ES EL REIKI?

Reiki es una técnica de sanación natural por imposición de manos, tan antigua como la humanidad. La palabra Reiki es un término japonés que significa “Energía Vital Universal”.El Reiki es un regalo de la existencia, puro amor que nos es dado libremente. Es una energía sabia que no necesita de nuestro consentimiento para actuar dónde, cómo y cuándo lo considera oportuno.La regla básica del Reiki: al colocar las manos sobre un receptor, persona, animal, vegetal o mineral, la Energía Vital fluye y es el receptor quien inconscientemente absorve la cantidad de energía que necesita para su autosanación. No se necesita nada más. Sólo hay que desear recibirla.


EFECTOS CURATIVOS DEL REIKI

En el plano físico:

El objetivo del tratamiento es atender la parte del cuerpo-mente que manifiesta el síntoma, sea dolor de cabeza, espalda, irritación, nerviosismo, cansancio…

El Sistema endocrino actúa como transmisor de energía al Cuerpo Etérico a través de los Chakras que la transforman y la devuelven al cuerpo físico por medio de las glándulas endocrinas. Ambos sistemas interactúan como receptor y transmisor de esta energía produciendo el equilibrio armónico que el sistema necesita para encontrar la sanación.

Reiki activa el Sistema digestivo e impide que los desechos alimenticios se fijen en las paredes intestinales produciendo toxinas (a causa de malos hábitos con la comida, el alcohol o la medicación).

Reiki mejora y refuerza el sistema circulatorio, metabólico e inmunológico activando los mecanismos naturales de nuestro cuerpo para la autocuración.

Reiki, al relajar nuestro cuerpo, alivia los dolores musculares y reumáticos y produce una gran calma interior.

Reiki lleva la Energía Vital a todos los órganos importantes del cuerpo, de una forma gradual y armoniosa, restableciendo la capacidad de reacción del propio organismo.

En el plano mental-emocional:

El tratamiento con Reiki produce (en la mayoría de los casos) un estado de relajación profunda desde la primera sesión, reduce el estrés, libera los sentimientos reprimidos o no vividos, como el dolor, la ira, la tristeza o la angustia para que sean sanados y nos hace volver a tomar contacto con la risa y la alegría de vivir.

Aprendemos a escuchar y confiar cada vez más en nuestra intuición (verdadera sabiduría que todos poseemos) y aprendemos a vivir más el aquí y el ahora, asumiendo, como dice Osho, que “si el pasado no existe y el futuro aún no ha llegado, entonces, por qué te preocupas”.


Tomamos conciencia de viejas estructuras de pensamiento como prejuicios, rigidez, crítica, intolerancia y hacemos que nuestra vida se vuelva más armónica, flexible, tolerante y creativa.

En el plano energético:

Durante el tratamiento o la Iniciación al Reiki los bloqueos energéticos se disuelven y esa energía se expresa por medio del llanto, la risa o la respiración consciente.

Reiki fluye hacia las raíces (causas) de nuestro malestar actuando de forma holística en todos los niveles del Ser. El tratamiento nos revitaliza y nos hace más dinámicos, activos y alegres.Es un extraordinario apoyo para la medicina o la psicología.El cambio más evidente se refleja en nuestra piel que parece más luminosa.

El objetivo del Reiki es lograr la armonía en nuestro cuerpo físico, mental-emocional y espiritual. En resumen, con Reiki vives intensa, consciente y creativamente.


LOS TRATAMIENTOS CON REIKI

Reiki, al igual que la Medicina Tradicional China, parte de la idea de que tanto el Ki o Chi como la sangre fluyen por todo el cuerpo hasta llegar a los órganos internos para proporcionarles los nutrientes y la Energía que necesitan para funcionar. Cuando ambos fluyen en armonía se produce un estado de bienestar.

La sesión dura aproximadamente una hora dependiendo de las necesidades, receptividad y la disponibilidad de cada persona. Durante la sesión, especialmente a partir de la tercera, la persona siente una gran relajación de los músculos y órganos vitales que facilita el flujo normal de la Energía Vital y nota una clara mejoría de su estado general. Es aconsejable tomar un mínimo de cuatro sesiones seguidas para poder valorar la situación y experimentar los efectos curativos del Reiki.

Reiki va a la raíz de los problemas, a la causa primera que dio origen a la situación de malestar (preferimos no utilizar el término enfermedad) y permite que emociones o sentimientos olvidados, reprimidos o no vividos salgan a la luz para que puedan ser sanados.

Cuando existen problemas de insomnio, dolores musculares o artríticos, el tratamiento de Reiki produce un efecto relajante, hace disminuir y en la mayoría de los casos eliminar el dolor y se duerme mejor.

El tratamiento de Reiki se recomienda, especialmente, durante las crisis depresivas, existenciales o de pareja o cuando exista todo tipo de dolores: de cabeza, de cervicales, reumáticos, lumbago, etc.

El tratamiento de Reiki produce unos cambios en la persona que la hacen sentir más segura de sí misma y menos exigente en la relación con su persona y con los demás, pero sobre todo más consciente y responsable de su vida.

Su vida se hace más agradable y disfruta más con las experiencias que la vida va acercando a su puerta, comprendiendo de un modo más profundo su verdadera significación. Todo nos ocurre para algo.


En realidad todos estos cambios positivos son el resultado de una profunda purificación y revitalización de nuestro cuerpo-mente-espíritu.

Hoy, ya nadie discute los beneficios que obtiene la persona que hace un tratamiento de Reiki. Si dudas, ten una experiencia con Reiki.

La Purificación tiene lugar porque tanto el tratamiento como la Iniciación aportan al organismo gran cantidad de Energía de alta vibración que el cuerpo va a emplear en restaurar órganos, aparatos y sistemas.

Lo primero que se produce es una movilización de las toxinas contenidas en nuestro organismo que buscan una vía de salida, este proceso se manifiesta de diferentes maneras, dependiendo de cada persona.

Los síntomas más frecuentes son: dolores de cabeza, catarro, nerviosismo, irritación, movilización del intestino, etc. Todo lo cual nos indicará la sabiduría natural de nuestro cuerpo para realizar su trabajo de ajuste y regeneración.

Tanto con la Iniciación como con el tratamiento, llegamos a comprender el alcance real del síntoma como un grito de auxilio o como un mensajero que nos informa de las áreas de nuestras vidas que no reciben la suficiente atención, armonía o amor y nos invita a realizar los cambios necesarios para restablecer la armonía en nuestro cuerpo-mente o espíritu.

Al comprender todo esto, podemos ayudar al cuerpo con más descanso, mucho agua, alimentos más sanos y momentos de relajación o meditación.

El tratamiento nos revitaliza y nos hace más dinámicos, activos y alegres.

El cambio más notable se refleja en nuestra piel, que aparece más tersa y luminosa.


LA INICIACIÓN AL OSHO NEO- REIKI

La iniciación al Osho Neo Reiki es una experiencia abierta a todo el mundo sin importar credo, profesión o status social.

La iniciación, como yo la siento, no es como un curso en el que se toman apuntes o se debate un tema, es como su nombre indica “una iniciación”, un proceso. La Iniciación al Reiki es una experiencia, íntima y personal, es una aventura y por ello ha de ser secreta.

La iniciación es la clave del Reiki y lo que la distingue de otras terapias. Reiki, ha de ser transmitido directamente de Maestra/o a Discípula/o.

Para mí la iniciación es un momento sagrado, es un encuentro con nuestra esencia, una toma de conciencia de lo que realmente somos: canales de energía cósmica, divina o como se quiera reconocer.

El Primer Nivel de Reiki se realiza a lo largo de un fin de semana, se reciben cuatro transmisiones o armonizaciones de Energía que producen la apertura del Canal que todos somos y para la que hemos sido preparados durante semanas (posiblemente años) con purificaciones y encuentros con la Energía Universal que producen efectos no siempre agradables, dependiendo de nuestra propia vibración y nivel de consciencia.

Durante el fin de semana se realizan prácticas para que tu experiencia sea lo más total posible, y puedas participar del gozo de dar y recibir, compartimos tiempo y espacio, penas y alegrías, aunque pases tiempo sin dar o darte, lo que es casi imposible, en especial en un país como el nuestro.

En definitiva, a lo largo del fin de semana preparamos a nuestro cuerpo, mente y espíritu a abrirnos a esta maravilla que es la Energía de Reiki.

Imposible tratar de explicar o comprender de modo racional que unas palabras que la Maestra dice o unos movimientos que hace provoquen una experiencia tan genial, pero así es, os lo aseguro, lo que sí creo es que quizás será una de las experiencias más hermosas que hayas vivido.

Para dar Reiki no se necesita nada, sólo un estado de conciencia elevado y la intención, Reiki fluye al contacto con personas, animales, plantas, alimentos o piedras. Tú sólo has de permanecer al margen, sin identificarte, sólo observando, meditando, siendo. Así de sencillo.

Con los niveles 2º, 3º y 4º profundizas en las enseñanzas y experiencias del primer nivel, recibes unos símbolos extraordinarios que te permitirán realizar trabajos de mayor profundidad o recibir la Maestría si tu deseo es compartir esta experiencia con otras personas.

“El sanador no es realmente sanador porque no es él quien actúa. La sanación ocurre a través suyo, él sólo tiene que desaparecer, el sanador es el Todo… Acércate con humildad. Siente una profunda reverencia por el paciente. Y mientras lo estás tratando, conviértete en un vehículo para que la Energía Divina fluya a través de ti y alcance al paciente. El paciente está enfermo, lo que significa que no puede conectar con lo divino. Se ha separado.

Ha olvidado el lenguaje de cómo sanarse a sí mismo”. (Osho)

SANACIÓN Y MEDITACIÓN

Este programa promueve una fusión de 2 grandes enseñanzas:

La sanación por medio de la conexión y canalización de la energía vital universal …. REI- “universal” KI “energía vital”…,

y el desarrollo de la conciencia humana a través de la de la meditación.

OSHO. REIKI un método sencillo pero igualmente profundo de sanación que utiliza principalmente la imposición de manos como instrumentos de transmisión y contacto, teniendo un gran efecto sobre la salud y el bienestar al balancear, limpiar y renovar el sistema de energía interna que existe en cada ser viviente.

Debido a su sutileza y profundidad los efectos de ésta técnica pueden experimentarse de forma integral, en lo físico, mental, emocional y espiritual. La enseñanza de éste método se compone de 3 niveles Reiki y Maestría. Cada nivel está compuesto por las iniciaciones correspondientes, ejercicios, dinámicas y meditaciones que permiten el desarrollo de los sentidos, la percepción, intuición, visualización, conciencia, canalización, arraigo y equilibrio; que permitan al participante funcionar como canal o conducto por medio del cual la energía universal fluye y se transmite.

REIKI I

El primer grado enseña cómo usar la técnica para nosotros mismos y cómo compartirla con los demás. Introducción a primeras técnicas y posiciones de sanación, práctica de autotratamiento y meditación.

1ª. Iniciación con diferentes sintonizaciones energéticas.

Constacia de participación. Duración: Un fin de semana

¿QUÉ ES UNA INICIACIÓN REIKI?

Este experiencia resulta un poco difícil definir debido a que principalmente se vive de forma individual y personal. Pero en un intento de poner esta experiencia en palabras diré: Un corte… Un comienzo… Una introducción… Una apertura… Un viaje… El inicio de una aventura que hace la conciencia a nuevas dimensiones de la realidad, en el sendero de su propia evolución.

¿POR QUÉ OSHO REIKI?

Este entrenamiento tiene sus bases en las enseñanzas de Reiki tradicional, conocido como Usui Reiki en combinación con el uso de técnicas, meditaciones y la visión de Osho de la sanación.

“La sanación es algo como el respirar, es natural.”(..) “Alguien esta enfermo: significa que ha perdido la capacidad de sanarse a si mismo. Ya no está consciente de su propia fuente de sanacion.(..) El sanador está en relación con el todo, así que puede convertirse en una vía, un medio. El sanador toca el cuerpo de la persona enferma y se convierte en un enlace entre él y la fuente así que lo conecta indirectamente. Una vez que la energia comienza a fluir, es sanado” OSHO

¿POR QUÉ APRENDER REIKI?

  • Para desarrollar la capacidad de curarse a sí mismo y a los demás física, mental y emocionalmente.
  • Para curar animales y plantas.
  • Para arreglar problemas en las relaciones familiares y de trabajo.
  • Para transmitir energía curativa en situaciones como guerras y desastres naturales, crimen, desempleo, pobreza, etc.
  • Para complementar, fortalecer y/o potenciar otros tratamientos
  • Para encontrar solución a algún problema en específico.
  • Para facilitar la integración del individuo como Ser humano y espiritual.
  • Para acompañar y facilitar procesos de transformación, cambio y pérdidas importantes.
  • Para lograr estabilizar o calmar situaciones estresantes, como exámenes, entrevistas, toma de decisiones, hablar en público, etc.
  • Porque estamos hechos y rodeados por energía.
%d bloggers like this: